[ home ] [ courses ] [ current research ] [ what is agroecology ]
[ project and projet leader ] [ research programs and NGOs ] [ related Links ]

 

Sistema agroecologico rápido de evaluación de calidad de suelo y salud de cultivos en el agroecosistema de café
 

Miguel A. Altieri

Clara Ines Nicholls

Universidad de California, Berkeley
 
 
Uno de los objetivos porque muchos agricultores realizan una conversión desde un sistema de café convencional de monocultivo manejado con insumos agroquímicos, a un sistema mas diversificado con arboles de sombra , es lograr una producción  de calidad y estable, poco dependiente de insumos extremos, de manera de bajar los costos de producción y a la vez conservar los recursos naturales de la finca, tales como suelo, agua y agrobiodiversidad (Altieri l995) El objetivo final de los investigadores que  desarrollan y promueven técnicas de manejo orgánico,  es llegar a diseñar agroecosistemas que posean una alta resistencia a plagas y enfermedades, una alta capacidad de reciclaje y de retención de nutrientes , así como altos niveles de biodiversidad (Gliessman l998). Un sistema más diversificado , con un suelo rico en materia orgánica y biológicamente activo,   se considera un sistema no degradado, robusto y productivo. En otras palabras, un agroecosistema de café, rico en biodiversidad la cual a partir de una serie de sinergismos subsidia  la fertilidad  edafica, la fitoprotección y la productividad del sistema, se dice ser sustenatbale o saludable (Fernández y Muschler l999).
 
Uno de los desafíos que enfrentan tanto agricultores, como extensionistas e investigadores es saber cuando un agroecosistema es saludable, o mas bien en que estado de salud se encuentra después de iniciada la conversión a un manejo agroecologico?  Investigadores que trabajan en agricultura sostenible, han ideado una serie de indicadores de sostenibilidad para evaluar el estado de los agroecosistemas (Gómez et al. l996, Masera et al. 1999). Algunos indicadores desarrollados, consisten en observaciones o mediciones que se realizan a nivel de finca para ver si el suelo es fértil y conservado y  si las plantas están sanas, vigorosas y productivas. En otras palabras, los indicadores sirven para tomarle el pulso al agroecosistema.
 
En este articulo presentamos una metodología  para diagnosticar  en cafetales la calidad del suelo y la salud del cultivo usando indicadores sencillos.  Se utilizan indicadores específicos para los cafetales de la zona de Turrialba , Costa Rica, aunque con pocas modificaciones la metodología es aplicable a una gama de agroecosistemas en varias regiones.  Los indicadores  aquí descritos se eligieron porque son relativamente fáciles y prácticos de utilizar por agricultores, además de:
 
¨      ser relativamente certeros y fácil de interpretar
¨      ser suficientemente sensitivos para reflejar cambios ambientales y el impacto de practicas de manejo sobre el suelo y el cultivo
¨      ser capaces de integrar propiedades físicas, químicas y biológicas del suelo
¨      poder relacionarse con procesos del ecosistema, como por ejemplo capturar la relación entre diversidad vegetal y estabilidad de poblaciones de plagas y enfermedades (Altieri l994).
 
No hay duda que muchos agricultores cafetaleros poseen sus propios indicadores para estimar la calidad del suelo o el estado fitosanitario de su cultivo. Algunos reconocen ciertas malezas que indican por ejemplo un suelo ácido o infertil. Para otros la presencia de lombrices de tierra es un signo de un suelo vivo, y el color de las hojas refleja el estado nutricional de las plantas. En una zona como Turrialba, se podría compilar una larga lista de indicadores locales., el problema que muchos de estos indicadores son específicos de sitio y cambian de acuerdo al conocimiento de los agricultores o  a las condiciones de cada finca. Por esto es difícil  realizar comparaciones entre fincas,  usando  resultados provenientes de indicadores diferentes.
 
Con el objetivo de superar esta limitante,  hemos seleccionado indicadores de calidad de suelo y  de salud del cultivo,  relevantes a los agricultores y a las condiciones  biofísicas de los cafetales de la zona de Turrialba, Costa Rica.  Con estos indicadores ya bien definidos, el procedimiento para medir la sostenibilidad es el mismo, independiente de la diversidad de situaciones que existen en las diferentes  fincas de la región diagnosticada. La sostenibilidad  se define entonces como un conjunto de requisitos agroecologicos que deben ser satisfechos por cualquier finca, independiente de las diferencias en manejo, nivel económico, posición en el paisaje, etc. Como todas las mediciones realizadas se basan en los mismos indicadores, los resultados son comparables de manera que se puede seguir la trayectoria de un mismo agroecosistema a través del tiempo, o realizar comparaciones entre  fincas en varios estados de transición.  Quizás los mas importante es que una vez aplicados los indicadores, cada agricultor  puede visualizar el estado de su finca  observando que atributos del suelo o de la planta andan bien o mal en relación a un umbral preestablecido.  Cuando la metodología se aplica con varios agricultores, se puede visualizar las fincas que muestran valores tanto  bajos como altos de sostenibilidad . Esto es útil para que los agricultores entiendan porque ciertas fincas se comportan ecológicamente mejor que otras, y que hacer para mejorar los valores observados en fincas con valores menores.
 

Los indicadores de sostenibilidad

 
Una vez definidos los requerimientos de sostenibilidad de los cafetales ( diversidad de cultivos, suelo cubierto y rico en materia orgánica, baja incidencia de enfermedades, etc.), se seleccionaron 10 indicadores de calidad de suelo y 10 de indicadores de salud del cultivo . Estos indicadores fueron discutidos con  agricultores miembros de la Asociación de Productores Orgánicos de Turrialba (APOT) y validados con los agricultores en cinco fincas de miembros de APOT, por los autores de este trabajo y por 18 profesionales que atendieron un curso internacional de agroecologia realizado en CATIE, Turrialba del 20-25 de Agosto del 2001.
 
Cada indicador se estima en forma separada y se le asigna un valor de 1 a l0 (siendo 1 el valor menos deseable, 5 un valor moderado o medio y 10 el valor mas preferido) de acuerdo a las características que presenta el suelo o el cultivo según atributos a observar para cada indicador (Tabla 1). Por ejemplo en el caso del indicador estructura de suelo, se asigna un valor 1 a aquel suelo que es polvoso, sin gránulos (o agregados) visibles, un valor 5 a un suelo con algo de estructura granular, y cuyos granulos se rompen fácil bajo una suave presión con los dedos, y un valor 10 a un suelo fiable y granulosos. con agregados que mantienen su forma aun después de humedecidos y sometidos a una presión leve. Por supuesto que se pueden asignar valores entre 1 y 5 o 5 y l0, según las características observadas.  Cuando un indicador no es aplicable para la situación, simplemente no se mide, o se reemplaza si es necesario por otro que el investigador y el agricultor estimen mas relevante.
 
Tabla 1.  Indicadores de calidad de suelo y salud de cultivos en cafetales, con sus características y valores correspondientes
 

Calidad de suelo    

                                                                                                  

1.       Estructura                                                  

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Suelo polvoso, sin granulos visibles

 

5

Suelo suelto con pocos granulos que se rompen al aplicar presión suave

10

Suelo friable y granular, agregados mantienen formas después de aplicar presión suave, aun humedecidos

 
2.       Compactación e infiltración

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Compacto, se anega

 

5

presencia de capa compacta delgada, agua infiltra lentamente

10

suelo no compacto, agua infiltra fácilmente

 
3.       Profundidad del suelo
Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Subsuelo  casi expuesto

 

5

Suelo superficial delgado (menos de 10 cm.)

10

Suelo superficial más profundo (mas de 10 cm.)

 
4.       Estado de residuos

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

residuo orgánico presente que no se descompone o muy lentamente

 

5

aun persiste residuo del ano pasado en vías de descomposición

10

residuos en varios estados de descomposición, pero residuos viejos bien descompuestos

 
4.       Color, olor y materia orgánica

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Suelo de color pálido, con olor malo o químico, y no se nota presencia de materia orgánica o humus

 

5

suelo de color café claro o rojizo, sin mayor olor y con algo de materia orgánica o humus

10

suelo de color negro o café oscuro, con olor a tierra fresca,  se nota presencia abundante

de materia orgánica y humus

 
5.       Retención de humedad

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

suelo se seca rápido

 

5

suelo permanece seco en época seca

10

suelo mantiene algo de humedad en época seca

 
6.       Desarrollo de raíces

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

raíces poco desarrolladas, enfermas y cortas

 

5

raíces de crecimiento algo limitado, se ven algunas raíces finas

10

raíces con buen crecimiento, saludables y profundas, con

abundante presencia de raíces finas

 
7.       Cobertura de suelo

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

suelo desnudo

 

5

menos de 50%  del suelo cubierto por residuos, hojarasca o cubierta viva

10

mas del 50% del suelo con cobertura viva o muerta

 
8.       Erosión

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

erosión severa, se nota arrastre de suelo y  presencia de cárcavas y canalillos

 

5

erosión evidente pero baja

10

no hay mayores signos de erosión

 
9.       Actividad biológica

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

sin signos de actividad biológica, no se ven lombrices o invertebrados (insectos, arañas, centipides, etc.)

 

5

se ven  algunas lombrices y artrópodos

10

mucha actividad biológica, abundantes lombrices y artrópodos

 

 

Promedio Calidad de suelo

 

 

 

Salud del cultivo   

                                                                                                    

1.       Apariencia

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

cultivo clorotico o descolorido con signos severos de deficiencia de nutrientes

 

5

cultivo verde claro, con algunas decoloraciones

10

Follaje color verde intenso, sin signos de deficiencia

 
2.       Crecimiento del cultivo

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Cultivo poco denso, de crecimiento pobre. Tallos y ramas cortas y quebradizas. Casi no hay crecimiento de follaje nuevo

 

5

Cultivo más denso pero no muy uniforme, con crecimiento nuevo y con ramas y tallos aun delgados

10

Cultivo denso, uniforme, buen crecimiento con ramas y tallos gruesos y firmes

 
3.       Resistencia o tolerancia a estrés (sequía, lluvias intensas, ataque de plagas, etc.)

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

susceptibles, no se recuperan bien después de un estrés

 

5

sufren en época seca o muy lluviosa, se recuperan lentamente

10

soportan sequía y lluvias intensas, recuperación rápida

 
4.       Incidencia de enfermedades

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Susceptible a enfermedades, mas del 50 % de plantas con síntomas

 

5

entre 20-45%  de plantas con síntomas de leves a severos

10

resistentes, menos del 20%  de plantas con síntomas leves

 
5.  Competencia por malezas

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

cultivos estresados dominados por malezas

 

5

presencia media de malezas, cultivo sufre algo de competencia

10

cultivo vigoroso, se sobrepone a malezas, o malezas chapeadas no causan problemas

 
6.       Rendimiento actual o potencial

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Bajo con relación al promedio de la zona

 

5

Medio, aceptable

10

bueno o alto

 
7.       Diversidad genética

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Pobre, domina una sola variedad de café

 

5

Media, dos variedades

10

Alta, mas de dos variedades

 
8.       Diversidad vegetal

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Monocultivo sin sombra

 

5

Con solo una especie de sombra

10

con mas de 2 especies de sombra, e incluso otros cultivos o malezas dominantes

 

9.       Diversidad natural circundante

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

rodeado por otros cultivos, campos baldíos o carretera

 

5

rodeado al menos en un lado por vegetación natural

10

rodeado al menos en un 50 % de sus bordes por vegetación natural

 
10.    Sistema de manejo

Valor establecido

Característica

Valor en el campo

1

Monocultivo convencional, manejado con agroquímicos

 

5

En transición a orgánico, con sustitución de insumos

10

Orgánico diversificado, con poco uso de insumos orgánicos o biológicos

 

 

Promedio Salud del Cultivo

 

 

 
 
También en la medida que el usuario se familiariza con la metodología, las observaciones se pueden hacer mas agudas usando algunos instrumentos adicionales. Por ejemplo, en el caso del indicador  10 de calidad de suelo, además de observar directamente signos de  actividad biológica (presencia de invertebrados y lombrices), es posible aplicar un poco de agua oxigenada a una muestra de suelo y ver el grado de efervescencia. Si hay poca o nada de efervescencia , esto indica que ese suelo tiene poca materia orgánica y poca actividad microbiana. Cuando hay bastante efervescencia, entonces el suelo es rico en materia orgánica y en vida microbiana . También  si después de la adición de unas 2-3 gotas de ácido hidroclorico no hay efervescencia, entonces lo mas probable es que no hay presencia de carbonatos en el suelo, un dato importante en la estimación del indicador 5 de calidad de suelo.
 
Los indicadores de salud del cultivo se refieren a la apariencia del cultivo, el nivel de incidencia de enfermedades, la tolerancia del cultivo a estrés (sequía u otro factor)  y a malezas, crecimiento del cultivo y raíces, así como rendimiento potencial. Las observaciones sobre niveles de diversidad vegetal (numero de especies de arboles de sombra, e incluso malezas dominantes), diversidad genética (numero de variedades de café), diversidad de la vegetación natural circundante, y tipo de manejo del sistema (ej. en transición a orgánico con mucho o poco insumos externos) se hacen para evaluar el estado de la infraestructura  ecológica del cafetal , asumiendo que un cafetal con mayor diversidad vegetal y genética , un manejo diversificado que aprovecha las sinergias de la biodiversidad y que esta rodeado por vegetación natural  tiene condiciones de entorno mas favorables para la sostenibilidad (Guharay et al. 2001).
 
Una vez que se asignan los valores a cada indicador,  se suman los valores obtenidos y se divide por el numero de indicadores observados , y se saca un valor promedio de calidad de suelo y otro de salud del cultivo.  Las fincas que den valores de calidad de suelo y o de salud del cultivo inferior a 5 se consideran que están por debajo del umbral de sostenibilidad, y que por lo tanto ameritan manejos que corrijan aquellos indicadores que exhiben valores bajos. Los valores de los indicadores son mas fáciles de observar graficando los valores observados en cada finca en una figura tipo ameba , en la que es posible visualizar el estado general de la calidad del suelo o la salud del cultivo, considerando que mientras mas se aproxime la ameba al  diámetro del circulo (valor 10) mas sostenible es el sistema. La ameba permite también observar que indicadores están débiles (bajo 5) de manera de poder priorizar el tipo de intervenciones agroecologicas necesarias para corregir ciertos atributos del suelo, el cultivo o el agroecosistema. A veces interviniendo para corregir un solo atributo (incrementando la diversidad de especies o el nivel de materia orgánica en el suelo) es suficiente para corregir una serie de otros atributos. La adición de materia orgánica por ejemplo, además de incrementar la capacidad de almacenamiento de agua, puede aumentar la actividad biológica del suelo, la que a su vez puede mejorar la estructura del suelo
 
Los promedios de varias fincas se pueden graficar, permitiendo visualizar  el estado de las fincas en relación al umbral 5 de calidad de suelo y salud de cultivo (Figura 1). Esto permite identificar además las fincas que presentan promedios altos, transformándose así en una especie de faros agroecologicos, en los cuales será importante entender cuales son las interacciones y sinergismos ecológicos que explican porque el sistema funciona bien.  Lo clave aquí no es tanto que los agricultores copien las técnicas que usa el agricultor faro, sino mas bien que emulen los procesos e interacciones promovidos por la infraestructura ecológica de esa finca, que conllevan al éxito del sistema desde el punto de vista de calidad de suelo y salud fitosanitaria. Puede ser que en la finca faro la clave es la alta actividad biológica  o la gran cobertura viva del suelo. Los agricultores circundantes no necesariamente tienen que usar el mismo tipo de compost o cobertura que el agricultor faro, mas bien deben usar técnicas a su alcance pero que conlleven a  optimizar los mismos procesos.
 
Figura 1. Comparación de promedios de indices de calidad de suelo y salud de cultivos en varios cafetales en Turrialba,  destacando las fincas faros.

Text Box: valor promedio del indicador

 



Estudios de caso

 

Finca de Don Guillermo Campos, San Juan del Sur, Turrialba

 
Un grupo de 6 agrónomos visito la finca de Don Guillermo el 23 de Agosto del 2001, por un periodo de 4 horas. Durante este tiempo los agrónomos junto al agricultor aplicaron la metodología para medir los indicadores de calidad de suelo y salud de cultivo en dos secciones de la finca: un cafetal  con sombra  (principalmente poro y plátanos) manejado orgánicamente por 4 anos y un cafetal convencional sin sombra con dos anos de transición a orgánico. La Tabla 2 presenta los valores asignados a cada indicador. El sistema convencional presenta un promedio de 5.7 para calidad de suelo y de 4.4 para salud del cultivo. El sistema orgánico presenta promedios positivos en cuanto a calidad de suelo, pero bajo en cuanto a salud del cultivo, aunque siempre algo superior al sistema convencional.
 
Tabla 2. Valores asignados a los indicadores de calidad de suelo y salud de cultivo en un cafetal orgánico y otro en transición en la finca de Don Guillermo Campos, San Juan del Sur, Turrialba
 

 

 

 

Indicadores

 

Valor

Calidad del suelo

 

1.       Estructura y textura

2.       Compactación e infiltración

3.       Profundidad del suelo

4.       Estado de residuos

5.       Color, olor y M.O

6.       Retención de humedad

7.       Desarrollo de raíces

8.       Cobertura del suelo

9.       Erosión

10.   Actividad biológica

Promedio

Orgánico

10

10

10

9

8

10

9

10

10

9

9.5

Transición

9

7

10

6

6

5

4

3

5

3

5.8

Salud del cultivo

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

1.       Apariencia

2.       Crecimiento del cultivo

3.       Tolerancia al estrés

4.       Incidencia de enfermedades

5.       Competencia por malezas

6.       Rendimiento actual/potencial

7.       Diversidad genética

8.       Diversidad vegetal

9.       Diversidad natural circundante

10.   Sistema de manejo

Promedio

10

9

9

10

9

10

1

5

4

8

7.5

4

1

3

5

5

6

8

2

4

4

4.2

 
 
 
 
La ameba para calidad de suelo (Figura  2) permite comparar ambas fincas, en la que se nota claramente que la finca orgánica tiene mejor calidad de suelo que la convencional en transición, la cual requiere mejoras en cuanto a  cobertura de suelo,  incremento de actividad biológica  y condiciones edaficas para optimizar  el desarrollo radicular.
 
En cuanto a salud del cultivo, los dos agroecosistemas requieren  intervenciones claves para incrementar la diversidad genética y de especies, así como diversificación de los linderos del cafetal, aunque el cafetal en transición requiere manejos adicionales para mejorar el vigor y apariencia del café y disminuir la incidencia de enfermedades como el ojo de gallo (Figura 3).
 
Después de este diagnostico los agrónomos discutieron junto al agricultor los problemas que el considerara como prioritarios de atención en el cafetal en transición y el tipo de intervenciones a realizar para superar tales limitantes. Entre las opciones discutidas se destacan:  a) trazado de curvas de nivel y elevar la cobertura del suelo, b) usar otros tipos de abono orgánico tales como fermentados y lombricompost, c) diversificar las especies de sombra, d) rodear el cafetal con cercas vivas y e) creación de bancos de forraje de manera de lograr la integración animal para el reciclaje de biomasa y producción in-situ de boñiga.
 
Una Comparacion entre la finca de Don Edgar Rodríguez y Don Germán Mora, en Chitaria, Turrialba
 
Otro equipo de agrónomos participantes del curso, realizo un diagnostico de dos fincas aledañas:
 
a.       la finca de don Germán Mora que posee un cafetal en transición a orgánico, con sombra  de laurel, poro y plátano, e incluso secciones con maíz y frijol entre el café. En medio de la propiedad hay un establo con 5 vacas que producen boñiga la cual se usa directamente como abono o como insumo para preparados foliares fermentados.  La finca esta rodeada casi en su totalidad por bosque secundario
b.      La finca de Don Edgar Rodríguez, un cafetal en transición con sombra rala de poro, rodeada por un lado por bosque natural y por el otro por otros cafetales convencionales.
 
Como se observa en la Figura 4, ambos cafetales muestran valores de indicadores de calidad de suelo superiores al umbral, aunque la finca de Don Edgar exhibe valores mayores, debido principalmente a que el suelo es mas rico en materia orgánica y tiene mayor cobertura.
 
Los valores asignados a indicadores de salud del cultivo en ambas fincas están también en la mayoría de los casos sobre el umbral 5, destacándose la finca de Don Germán por tener una mayor diversidad genética, de especies y  un entorno mas diversificado, lo que posiblemente explica la menor incidencia de enfermedades observada (Figura 5).
 
En las reuniones con los agricultores se discutieron varias opciones de manejo para incrementar los valores de algunos indicadores observados. En el caso de la finca de Don Germán se planteo:
¨      establecer zanjas de infiltración
¨      sembrar cultivos de cobertura (abono verde) en áreas erosionadas
¨      diversificar con arboles frutales y cultivos anuales donde sea posible
Para la finca de don Edgar se propuso:
¨      iniciar la producción del lombricompost
¨      introducir animales, quizás pollos para la producción de estiércol
¨      diversificar con arboles frutales y cultivos anuales que tengan valor comercial
 
 


 
 
Figura 2. Ameba representativa del estado de calidad de suelo de dos cafetales en la finca de Don Guillermo Campos, San Juan del Sur, Turrialba.
 


 

 


 

Figura 3. Ameba representativa del estado de salud de cultivo en dos cafetales en la finca de Don Guillermo Campos , San Juan del Sur, Turrialba
 
 


 

 
 

Figura 4. Comparación de indicadores de calidad de suelo entre dos cafetales en transición en Chitaria, Turrialba.


 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Figura 5 Comparación de indicadores de calidad de cultivo entre dos cafetales en transición en Chitaria, Turrialba 
 
 


 

 
 
 
 
 
 

Conclusiones
 
        Como estimar la sostenibilidad de agroecosistemas es hoy en día una preocupación prioritaria de muchos investigadores agricolas. Se han ideado muchas listas de atributos a medir que permitan estimar la productividad, estabilidad  resiliencia, y adaptabilidad de agroecosistemas (Masera et al. l999), pero existen pocas metodologías  rápidas que usen unos pocos indicadores que puedan ser utilizadas por agricultores y que a la vez les permita observar el estado de sus agroecosistemas y tomar decisiones de manejo para superar limitantes detectadas.
La metodología aquí presentada es una herramienta preliminar para evaluar la sostenibilidad de cafetales de acuerdo a valores asignados a calidad de suelo y salud del cultivo. La metodología involucra una actividad participativa y es aplicable a una amplia gama de agroecosistemas en una serie de contextos geográficos y socioeconómicos, siempre y cuando se reemplacen algunos indicadores por otros que sean relevantes para la situación en cuestión.
La metodología permite medir la sostenibilidad en forma comparativa o relativa, ya sea comparando la evolución de un mismo sistema a través del tiempo, o comparando dos o mas agroecosistemas bajo diferentes manejos o estados de transición. La comparación de varios sistemas permite a un grupo de agricultores identificar los sistemas mas saludables, tornándose estos en una especie de faros demostrativos donde los agricultores e investigadores intentan descifrar los procesos e interacciones ecológicas que posiblemente explican el mejor comportamiento de estos sistemas faros. Esta información después se traduce a practicas especificas que optimizan los procesos deseados en los cafetales que exhiben valores promedios por debajo del umbral.
 
 

Literatura citada

 
Altieri, M.A. l995 Agroecology: the science of sustainable agriculture. Westview Process, Boulder.
 
Fernandez, C.E. y R. Muschler l999 Aspectos de sostenibilidad de los sistemas de cultivo de café en America Central, En: Desafios de la caficultura en CentroAmerica. B,Bertrand (ed). IICA-PROMECAFE-CIRAD, San Jose, Costa Rica.
 
Gliessman, S.R. l998 Agroecology: ecological processes in sustainable agriculture. Ann Arbor Press, Michigan
 
Gomez, A.A., D.E. Sweete, J.K. Syers and K.J. Couglan l996. Measuring sustainability of agricultural systems at the farm level. In: Methods for assessing soil quality. SSSA Special Pub. 49, Madison, Wisconsin.
 
Guharay, F.,  D. Monterroso y C. Staver 2001 El diseno y manejo de la sombra para la supresion de plagas en cafetales de America central. Agroforesteria en las Americas 8: 22-29.
 
Masera, O ., M. Astier and S. Lopez-Ridaura 1999 Sustentabilidad y manejo de recursos naturales: el marco de evaluacion MESMIS. Mundiprensa, GIRA, UNAM, Mexico D.F.